Business Intelligence en las pymes españolas

La información es el activo más importante de las empresas en la actualidad, en un mercado digitalizado, altamente competitivo y con una gran dependencia de las nuevas tecnologías. La Business Intelligence (BI) o inteligencia empresarial y el Big Data se presentan como una solución para los retos a los que se enfrentan las pymes hoy en día. Poder analizar toda la información que la empresa maneja y que obtiene de múltiples fuentes y convertir dicha información en conocimiento, permite tomar decisiones más rápidas y precisas, incrementando el nivel de competitividad y productividad. El Business Intelligence en las pymes españolas ahora es esencial.

La situación actual de las pymes españolas

El análisis de datos para el apoyo en la toma de decisiones no es habitual en la mayoría de las pymes españolas. Este tipo de empresas se encuentra en una situación compleja, en plena transformación digital de su negocio y sacando partido a la información y usando herramientas de inteligencia de negocio a un ritmo más lento que en otros países de nuestro entorno.

La analítica de datos y la inteligencia empresarial no es algo que las pymes españolas están utilizando diariamente. Los análisis y reporting se siguen realizando con herramientas como hojas de cálculo (Microsoft Excel o similares) y llevan procesos manuales y complejos de obtención y organización de datos, que son un auténtico gasto de los recursos del negocio (tiempo, dinero y esfuerzo).

La BI es fundamental para poder transformar los datos de la empresa en información, y esta información en conocimiento que sirva para tomar decisiones más rápidas y precisas y así poder responder de forma inmediata a los cambios, variaciones y oportunidades de mercado.

Business Intelligence en las pymes españolas

Durante los próximos años las pymes españolas invertirán en BI para poder hacer frente a los retos a los que se enfrentan. El perfil del Data Scientist, como profesional del análisis de datos y del manejo de las herramientas de inteligencia artificial de BI, será uno de los que mayor demanda genere.

Business Intelligence como solución para las pymes

La implementación de Business Intelligence en las pymes españolas es una de las soluciones para incrementar su productividad y rentabilidad. Las ventajas del análisis inteligente de datos para las pequeñas y medianas empresas son muchas, permitiéndoles ser más competitivas en el mercado digital y permitiéndoles tener un control de todas las áreas de su negocio.

Los principales beneficios de BI para una pequeña y mediana empresa son:

Visión global y en tiempo real de la empresa

Conocer cuál es la situación de la empresa con precisión y en tiempo real es una necesidad para que las pymes puedan competir hoy en día. Con las herramientas BI se pueden crear cuadros de mando e informes inteligentes para poder saber de forma precisa cómo se encuentra el negocio. Con la inclusión de las métricas y KPIs (métricas asociadas a un objetivo) adecuados, se podrá tener un control preciso de la situación de la empresa y medir el alcance de las estrategias y acciones que se están llevando a cabo.

Aprovechar las oportunidades y tendencias del mercado

Una de las principales características del mercado actual es su gran dinamismo. Los cambios se suceden a una velocidad de vértigo y las empresas tienen que ser rápidas y flexibles para poder reaccionar a tiempo y aprovechar tendencias y oportunidades.

BI ofrece a las pymes el conocimiento necesario para poder predecir tendencias del mercado y adelantarse a las mismas para poder aprovechar las oportunidades.

Optimizar los recursos disponibles

Con el uso de herramientas BI para gestionar, clasificar y analizar los datos se automatizan muchos de los procesos monótonos y repetitivos asociados, liberando al personal que puede dedicarse a tareas que generan mayor valor para el negocio. Con BI las pymes pueden optimizar sus recursos, lo que conlleva un ahorro de costes.

A pesar de que el esfuerzo y coste de implantar herramientas BI puede suponer una barrera para las pymes, contar con una consultoría de datos profesional y con experiencia en el sector, permitirá elegir las herramientas adecuadas para cada negocio y conseguir que la inversión en BI se ajuste al presupuesto disponible.

Control de todas las áreas del negocio

Con los informes y paneles creados con herramientas BI se puede tener un control de todas las áreas del negocio. Se pueden realizar informes financieros, comerciales, de marketing, de control de stock, y de cualquier otra área de la empresa.

El uso de Business Intelligence termite aprovechar todos los datos que generan los distintos departamentos para conocer tendencias y poder analizar distintos escenarios.

Los cuadros de mando BI también pueden confeccionarse para proyectos concretos, incluyendo métricas y KPIs de distintos tipos para conformar una solución global que permita de un solo vistazo, conocer su situación y avance en tiempo real.

BI permite centralizar todos los datos que una pyme maneja, independientemente del canal de interacción que se utilice (redes sociales, llamadas de teléfono, correos electrónicos, o formularios web, entre otros). De esta forma es más sencillo conectar y facilitar el acceso a la información corporativa a todos los departamentos, facilitando su labor del día a día y evitando solapar tareas.

Facilita la comprensión de los datos

Uno de los beneficios de utilizar herramientas BI en una pyme es la facilidad para comprender la información. A través de gráficos y otros elementos visuales se presentan los datos de una forma más sencilla para interpretar su significado. Por ejemplo, utilizando elementos visuales es más sencillo realizar un análisis del ciclo de venta que analizar directamente las cifras, o saber de un vistazo la situación del stock de un almacén con elementos visuales que utilizan colores, que mostrando solamente el número de unidades disponibles.

Aunque la Inteligencia de Negocio está lejos de ser una realidad en el día a día de las pymes españolas, cada vez son más los negocios que son conscientes de la importancia de aprovechar los datos que manejan para poder tomar mejores decisiones, diferenciarse de la competencia y aprovechar las oportunidades y tendencias del mercado.

Con un entorno variable y con un alto grado de incertidumbre, BI se presenta como la solución ideal para mejorar y agilizar la toma de decisiones, y hacer un seguimiento y control del negocio preciso a través de métricas e indicadores de desempeño para medir los objetivos.