¿Qué es la industria 4.0?

La era de la información ha posibilitado conocer las cosas rápidamente y en tiempo real. Si a esto le sumamos la conectividad que tenemos hoy en día y un uso avanzado de herramientas analíticas de toma de datos, podemos explicar claramente qué es la industria 4.0. La Cuarta Revolución Industrial aprovecha todos estos conceptos para “revolucionar” los procesos de producción y fabricación, y con ello, para cambiar el modo que consumimos. Pero ¿qué significa todo esto? Y, sobre todo, ¿cómo se consigue? Analizamos a continuación qué es una fábrica inteligente.

¿Qué es la industria 4.0?

La Cuarta Revolución Industrial o industria 4.0 se basa en la combinación de técnicas avanzadas de producción con operaciones realizadas a base de las tecnologías más modernas del mercado, todo ello integrado en todos y cada uno de los recursos de una organización para mejorar los procesos productivos.

Esto implica que no puede entenderse qué es la industria 4.0 sin la aparición de tecnologías como la analítica, la robótica, la sensórica, las tecnologías cognitivas, la inteligencia artificial y el Internet de las cosas (IoT). Si la Tercera Revolución Industrial, que comenzó a mediados del siglo XX, se caracterizó por las nuevas técnicas de producción y por la automatización de sus procesos, la Cuarta la complementa gracias al empleo de la información, la intercomunicación y la transmisión de los datos.

El resultado de todo ello es conseguir una interacción entre todos los elementos que forman parte de un sistema productivo. La implantación de la industria 4.0 permite que los sistemas ciberfísicos sean los encargados de recoger la información y el Internet de las cosas el que establece la comunicación entre ellos y entre los humanos que intervienen en los procesos. Todo ello es analizado y filtrado en complejos programas de toma de datos para su análisis.

El resultado de todo ello es la creación de una fábrica inteligente capaz de automatizar los procesos, todo ello basándose en una toma de las mejores decisiones para optimizar la producción y ganar altas cotas de competitividad dentro de su mercado.

¿Qué es la industria 4.0?

Características de la industria 4.0

Las características de la Cuarta Revolución Industrial pueden resumirse de la siguiente forma:

  • Virtualización: Todo el mundo real de la industria se captura por sensores y lo convierte en virtual. De esta forma, se conecta a modelos de simulación, a aplicaciones de análisis predictivos y a diversos software para ayudar en las tomas de decisiones.
  • Descentralización: Los sistemas ciberfísicos son los encargados de la toma de decisiones ayudados por modelos predictivos y otras aplicaciones.
  • Conexión vertical: Los sistemas ciberfísicos están conectados entre sí y, al mismo tiempo, con directivos, trabajadores, proveedores, desarrolladores, clientes y hasta con los productos vendidos si fuera necesario.
  • Orientación al cliente: Una de las consecuencias que permite la arquitectura de la industria 4.0 es la de poder permitir un feedback entre producto, usuario y diseñador del mismo.
  • Visualización en tiempo real: Tanto la información como su procesado y la toma de decisiones pueden hacerse al momento y en tiempo real.
  • Analítica avanzada: La industria 4.0 es sinónimo de productividad y eficiencia. Y para ello, hacer un análisis avanzado para una toma de decisiones es vital para conseguir mayores agilidades en los procesos productivos y eliminar los posibles cuellos de botella que puedan suceder.

¿Qué tecnologías están impulsando la industria 4.0?

No puede entenderse qué es la industria 4.0 sin la aplicación de tecnologías digitales. Pero ¿cuáles son? A continuación mostramos las más importantes:

  • Big data: es el análisis y la gestión de cantidades enormes de datos que permiten ayudar a establecer una toma de decisiones. En otro artículo de nuestra web se puede conocer cómo utilizar el big data.
  • Internet de las cosas: su función es la de conectar entre sí los elementos que forman parte de la cadena de producción para establecer un control centralizado. De esta forma, es posible conocer todo en tiempo real, resolver los posibles problemas que pueden aparecer y es el responsable de la toma de datos del big data.
  • Robótica: es la ciencia destinada al diseño de máquinas que realizan acciones de forma automatizada y que permiten el reemplazo de la mano de obra humana.
  • Inteligencia artificial (IA): es la responsable de la creación de programas que permiten hacer las mismas actividades que los humanos. Al mismo tiempo, se encarga de analizar todos los datos obtenidos por el big data.
  • Sistemas ciberfísicos: son la integración computarizada de todos los procesos físicos de la industria. Constan de tres fases: identificación, integración de actuadores y sensores y el desarrollo de los mismos para analizar y almacenar los cambios.
  • Computación en la nube (cloud computing): se encarga de obtener todos los datos de computación a través de una red, normalmente Internet. Esto permite a una industria o fábrica utilizar sus recursos en un momento preciso, optimizando presupuestos y mejorando costes para conseguir altas tasas de competitividad.

Ventajas de la industria 4.0

Una vez llegados a este punto, si nos hacen la pregunta ¿qué es la industria 4.0? Seguro que podemos responder que es sinónimo de:

  • Mejor gestión de los recursos, mayor productividad y, con ello, más competitividad.
  • Toma eficiente de decisiones al estar basadas en información en tiempo real.
  • Aumento de flexibilidad que permite lograr producciones personalizadas y masivas en tiempo real.
  • Procesos productivos integrados y optimizados.
  • Comunicación directa entre empresa y usuario, lo que permite conocer mejor qué demandan los clientes.
  • Reducciones de mermas o defectos en los procesos de fabricación, ya que se pueden optimizar las cadenas de montaje y probar de forma virtual los prototipos.
  • Reducción en los tiempos de fabricación, tanto de los nuevos productos como en su comercialización.

Conocer qué es la industria 4.0 es asimilar el futuro prometedor del sector industrial gracias al empleo inteligente de las nuevas tecnologías y a la capacidad de comunicación e interpretación de datos que pueden tener en todo proceso productivo en tiempo real. Es la realidad y la tenemos aquí.

Autores
Comparte
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on twitter