Big data para PYMES

Nos encontramos inmersos en plena era digital donde la información se ha convertido en un recurso de vital importancia para las empresas. La gran cantidad de datos que maneja una pyme hoy en día proviene de múltiples canales como las redes sociales, correos electrónicos, formularios web, llamadas de teléfono, chats online, y mensajes SMS, entre otros. Gestionar de forma eficiente toda esa información para extraer conocimiento útil para la empresa se ha convertido en un elemento diferencial para poder competir en el nuevo mercado digital,

A continuación,hablaremos de la gestión de grandes volúmenes de datos, cómo utilizar el big data en una pyme y qué ventajas aporta.

Qué es el big data

El big data es una nueva tecnología de la información que permite gestionar de forma eficiente grandes volúmenes de información que provienen de distintas fuentes. Se trata de procesar enormes cantidades de datos para las que no se pueden utilizar herramientas de análisis habituales.

Con el big data se puede capturar, organizar, almacenar y analizar todos estos datos para extraer conocimiento valioso para la empresa y que pueda mejorar su funcionamiento, su toma de decisiones, así como aprovechar oportunidades y tendencias que presenta el mercado.

El big data se puede definir con diversas características como el volumen (trabaja con datos masivos), la velocidad (agilidad para procesar toda la información), variedad (trabajar con múltiples fuentes de datos), veracidad (filtrar la información veraz y útil) y valor (obtener el valor oculto en toda esa información). A estas cinco características se las suele denominar “las 5 Vs del big data”.

Cuáles son los beneficios del big data para las PYMES

Hace años el big data solo se relacionaba con grandes empresas o corporaciones, entidades que manejaban grandes volúmenes de información y que disponían de recursos suficientes para poder gestionarlos de forma eficiente.

La evolución de la tecnología, la globalización e internet han propiciado que la cantidad de datos que manejan los pequeños negocios cada vez sea mayor, y que la tecnología de big data esté ahora disponible para cualquier empresa. El big data se presenta como una herramienta muy interesante para que las pymes puedan dar un impulso a su negocio y puedan mejorar en aspectos como su rentabilidad o crecimiento.

Las principales ventajas de utilizar el big data en PYMES son:

Incrementar las ventas

Uno de los usos más interesantes del big data para una pequeña o mediana empresa es la de ayudar a incrementar su volumen de negocio. Estudiando toda la información que manejan sobre sus clientes podrán encontrar información valiosa sobre sus necesidades y hábitos de compra, para así mejorar sus estrategias de marketing y ventas.

Ahorrar costes

El big data ofrece información sobre el funcionamiento de la empresa, permitiendo detectar procesos, servicios o productos con una baja rentabilidad o que no están optimizados. Con esta información de valor pueden aplicar los cambios necesarios para hacer un mejor uso de los recursos y conseguir controlar y reducir sus costes a distintos niveles.

Captar nuevos clientes

Otro punto clave del big data en las empresas es el de ayudar a realizar una segmentación del mercado más precisa para así dirigirse a un target concreto e incrementar su base de datos de contactos de calidad y cartera de clientes.

Con el big data es más sencillo detectar nuevos mercados donde operar o identificar nichos de mercados que resulten rentables de explotar.

Tomar mejores decisiones

El big data ofrece a la empresa información valiosa sobre su negocio, sus clientes y el mercado con la cual es mucho más sencillo tomar decisiones más rápidas y certeras, aprovechando así cualquier oportunidad o tendencia que se presente.

Cómo utilizar el big data en pequeñas y medianas empresas

El Big data para pymes es una apuesta segura para elevar su rentabilidad y nivel competitivo. Implementar esta nueva tecnología en una pequeña o mediana empresa es cada vez más habitual, pero debe realizarse de forma adecuada para poder garantizar un buen retorno de la inversión (ROI).

Veamos qué aspectos priorizar a la hora de utilizar el big data en una pyme.

  1. Apostar por expertos en big data e inteligencia de negocio

Manejar grandes volúmenes de datos con las plataformas, herramientas y canales de información existentes no es un proceso sencillo que esté al alcance de todo el mundo. Contar con el apoyo de expertos en big data y analistas con experiencia en grandes volúmenes de datos es fundamental para implementar esta nueva tecnología en una pyme.

Contratar un trabajador con un perfil de big data conlleva un alto coste, por lo que siempre es mejor opción para una pequeña empresa, externalizar este servicio.

  1. Utilizar las herramientas adecuadas

El big data se soporta en plataformas y aplicaciones específicas para poder manejar de forma eficiente grandes volúmenes de datos que provienen de muchas fuentes o canales. Seleccionar las herramientas adecuadas es fundamental para poder implementar de forma rentable el big data en una PYME.

Si necesitas ayuda para encontrar valor en toda la información que maneja tu empresa, no dudes y contacta con nosotros. Te ofrecemos un servicio personalizado para que puedas aplicar el big data en tu negocio y que así puedas beneficiarte de todas sus ventajas.

Recuerda que el big data es una nueva tecnología que ya está disponible para potenciar y mejorar una empresa, independientemente del sector donde opere y de su tamaño o volumen de negocio. Es momento de apostar por la información y de adelantarse a la competencia haciendo uso inteligente de todos los datos que maneja tu negocio.

Autores
Comparte
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on twitter